Cuenca

Hace unos días mi hermana Sonia envió al grupo de whatsapp familiar un vídeo de mi sobrina Diana bailando en uno de los puentes de Cuenca y me acordé del viaje que hicimos allí en familia hace unos 11 años aproximadamente.

En aquella época, todos nuestros viajes eran a pasar el día a algún sitio. Íbamos a lugares diversos que estuvieran a menos de 2 horas de casa. Era marzo y decidimos ir a pasar el día a Cuenca.

Ha pasado tiempo y tampoco recuerdo mucho: mi padre dando de comer a las palomas, los cinco callejeando por el casco antiguo (que es Patrimonio de la Humanidad), paseando por la rivera de los ríos… Me alucinó mucho la cantidad de museos que tiene y no tener tiempo para poder entrar a ninguno. Así que desde entonces tengo ganas de volver. Manu y yo tenemos organizado un viaje allí, pero siempre se queda pendiente.

Espero algún día no muy lejano poder volver y contarte muchas más cosas de las Casas Colgadas. De momento, te dejo que seas tu quien me cuente las aventuras.

31 de marzo de 2008

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s